19.11.16

Reseñas Express | Canción de Shrek.

Título Original: Shrek!
Autor: William Steig.
Año de Publicación: 1990.
Género: Infantil - Ficción.

Shrek, un ogro contracultural, feo y malhumorado, recorre el mundo en busca de aventura encontrándose con asnos, brujas, caballeros, dragones y, finalmente con una princesa tan horrible y adorable como él.

   Esta es una historia bastante corta y en la cual la sinopsis nos revela básicamente todo lo que hay que saber. Yo, voy a decirlo, en gustos personales la historia del libro no me ha gustado absolutamente nada y si de ello dependiera totalmente mi opinión, pues probablemente, la historia sería de una sola estrella.
   Esperaba encontrarme con algo muy acorde a la historia que hemos visto en las películas que hay de este ogro, pero la verdad, es que todo es muy diferente y si algo se mantiene, sería el nombre de Shrek y que va en busca de la princesa, encontrándose con un burro, un caballero y un dragón.
   Shrek es un personaje que me cae terriblemente fatal, no encuentro a alguien divertido, ni mucho menos entrañable a manos de este ogro, pero si hay algo que defiendo a capa y espada, es que es un personaje bien definido. Es asqueroso, pero en ningún momento deja de serlo o duda de serlo.
   Hay algo con lo que entro definitivamente en conflicto y es esto de que en la historia el punto de reflexión, es que el físico realmente no importa. Y yo parcialmente de acuerdo, porque creo que tanto la apariencia, como la personalidad son factores determinantes y no tienen por qué separarse; si nos gusta la forma de ser de alguien, pero físicamente no nos parece atractivo, no tenemos que estar con él (románticamente) solo por eso y esto es completamente igual si es al revés; una persona guapa con personalidad horrorosa. Las dos cosas son importantes. Y por ello hay gustos para cada persona.
   Pero con Shrek, todo es tan distinto. Quiero decir, es un ser feo físicamente y también como persona. Y no puedo evitar pensar que esto puede crear que una niña pequeña crezca creyendo que no importa si una persona la trata fatal, tanto a ella como a otras personas, porque esto sigue siendo amor verdadero.
   Y bien, puedo entender que tal vez el maltrato no era algo que se quisiera expresar con la historia, sino la idea de una sociedad. Porque vamos, todos los ogros son como Shrek, y esto podría aplicarse en nosotros, que tenemos como costumbre, no sé, bañarnos una vez al día. La de los ogros puede ser perfectamente esto de ir aterrorizando a las personas y oliendo tan mal que todo muere a su paso. Pero pienso que siendo un libro dedicado a niños se debió tener más cuidado con esto. Hay niños sugestionables, quién dice que alguno que lea la historia no va a dejar de bañarse para lograr oler feo y encontrar el amor de su vida.
   Si, rescato el hecho de que Shrek se sienta bien con su apariencia física, creo que ese es un gran mensaje, el de aceptarnos tal y como somos y estar orgullosos de nosotros mismos por ello.
   En conclusión, Shrek! es una historia que se presta para gran variedad de interpretaciones, en mi caso, no me ha gustado. Pero, siendo un poco más objetiva, puedo decir que tiene un gran mensaje, tanto para adultos como para niños.

VALORACIÓN. 
Historia corta para pasar el rato, no muy buena ni muy mala, dependiendo del punto de vista desde el que se le mire.



Título Original: Canción de cuna.
Autor: José Manuel Frías.
Año de Publicación: 2015.
Género: Terror.

Las historias incluidas en "canción de cuna" suponen una dosis de choque, un arriesgado ejercicio de lectura que empuja al lector a un reino donde impera el miedo en su esencia más pura.
Siguiendo la línea de Stephen King o Edgar Allan Poe, sus referentes literarios, José Manuel Frías propone un inquietante viaje a través de quince relatos que harán delicias de los amantes de la ficción de terror.
Si es usted una persona aprehensiva, no lea este libro a media luz. Si lo hace, puede que sus ojos hurguen de vez en cuando en la oscuridad que le rodea, y le costará girar la cabeza sin saber si algo se oculta detrás del sillón.
Advertido queda.

   La verdad es que no sé muy bien cómo reseñar un libro de historias cortas, pero he decidido hacerlo en una reseña express, porque sino terminaría evaluando una a una las quince historias que posee este y haciendo los preparativos como si fuera una reseña normal, por lo que, se haría extremadamente larga. 
   ¿Qué puedo adelantar? Ah, si, que no me ha gustado para nada. Cuando vi la portada, lo único que pude esperar fue una historia increíble, llena de muchos sustos y es que por Deus, tiene muñecas, ¿qué en esta vida es más aterrador que una muñeca? 
   Yo no tengo muchas experiencias con libros de terror, porque soy del tipo de personas que se asusta fácil y termina teniendo pesadillas toda la noche, pero si no me he asustado ni una sola vez con quince historias, debe ser por algo. Las historias son francamente terribles; puedo decir que la única que se salva un poco es la primera, porque allí llegué con expectación de ver que era lo que sucedía, pero el resto de historias se parecen a los libros de John Green, siguen la misma línea, por lo que se hacen completamente predecibles y aburridoras. 
   Con los personajes no pasa exactamente lo mismo, hay variedad; hay algunos que tiene bastantes matices y que se hacen muy interesantes, tanto que hasta se desea que su historia hubiera sido un poquito mejor para poder guardar un recuerdo entrañable de ellos, pero hay quienes son tal planos y tan obvios que parecen figuritas de papel recortadas con un molde exacto, no parecen pensar y su forma de actuar depende de la dirección en la que el viento sople. 
   En conclusión, creo que es un libro que ha estado más mal que bien, tiene historias muy clichés con nada interesante y sus personajes varían de buenos a malos. En cuanto al terror, es nulo. 

VALORACIÓN. 
Siendo estas muchas historias de terror y que ninguna cumplió su cometido, no puedo hacer más. Los personajes salvan un poco el resultado final. 

Encuéntrame en

No hay comentarios:

Publicar un comentario

La Biblioteca prohibida ||copyright © Hecho por Angelique world design. Todos los derechos reservados