26.3.16

Reseña: Strange Sweet Song.

Título Original: Strange sweet song.
Autor: Adi Rule.
Año de Publicación: 2014.
Género: Fantasía - Young Adult.
Autoconclusivo.

Una joven soprano se inscribe en una remota academia de música sonde nada, ni siquiera su misterioso y joven entrenador vocal, es lo que parece.
Fuera del Conservatorio Dunhammond, se encuentra un bosque oscuro. Y en el bosque, dicen que vive una gran bestia llamada Felix. Pero Sing da Navelli nunca puso mucha fe en los rumores y mitos que rodean a la escuela; la música fluye en su venas y entra allí para cantar de verdad. Esta prestigiosa academia finalmente le dará la oportunidad de demostrar su valía -no como la hija de músicos de renombre mundial -, sino como una artista y protagonista en su propio derecho.
Sin embargo, a pesar de sus mejores esfuerzos, parece haber algo faltante en su voz. Sus dudas sobre su propio talento son resaltadas por el hecho de que es elegida como suplente en la producción escolar de su ópera favorita, Angelique. Angelique fue escrita en Duhammond y la layenda dice que su compositor fue inspirado por el bosque que rodea a la escuela, un lugar lleno de historia, magia y peligro. Pero, ¿fue todo producto de su imaginación o las figuras fantásticas de la obra no son más que imaginarias?
Sing debe trabajar con el misterioso aprendiz Nathan Daysmoor como su entrenador vocal, quien es su crítico más duro y acérrimo defensor al mismo tiempo. Pero Nathan tiene secretos propios, secretos que están entrelazados con los mitos y leyendas que rodean a Dunhammod y la gran criatura que dicen que vive allí.
Lírica, gótica y magica, Strange Sweet Song de Adi Rule cautivará y encantará a los lectores.


Me interesé en este libro por su parte fantástica, los que me conocen pueden afirmar que si hay algo que mueve mi mundo son las cosas extrañas, un poco de misterio fantástico y me tienen allí clavada; y también porque cuando lo busque en goodreads había gran variedad de opiniones y el deseo de crear la mía propia es bastante dominante.
A primera vista la historia no se ve nada mal, en realidad todo lo contrario, tiene una portada bonita y con colores llamativos (según mi gusto) y una sinopsis, que a pesar de ser un poco repetitiva atrae mucho al publico. Sin embargo, todo eso termina siendo fachada, pues el libro a pesar de ser entretenido en algunas partes, es generalmente bastante aburrido y desesperante.

-¿El aprendiz Daysmoor? ¿El que parece un cadáver?
-¿Solo que menos carismático? -añade el Dr. Bernard y luego dice -: ¡Perdón! Perdón, olviden que dije eso.

La protagonista se llama Sing. Si, están leyendo bien, se llama cantar; motivos al parecer suficientes para sentirse presionada a obtener buenos papeles en la ópera; no obstante, la desconfianza que sigue teniendo hacía si misma, la hace fracasar en casi todo lo que se propone (a menos que este sola).
árbol representando el bosque.
Sing me ha caído muy mal, es una creída horrible y todo el tiempo quería matarla por ser tan arrogante y falsa; aunque hay algo que debo reconocerle, ya que últimamente lo veo en todos lados y no me gusta, el que su vida no gire en torno a alguno de los personajes masculinos y que pueda vivir tranquila incluso si no los ve. ¡Alabada seas, Sing!
Un personaje que me ha gustado bastante es el de el aprendiz Daysmoor, o como yo prefiero llamarlo, Nathan; es un personaje que en un principio se presenta muy insustancial, no hay nada que llame hacía él o que haga que deseemos verlo de nuevo; sin embargo, entre más lo muestran en la historia es imposible no cogerle cariño, al principio por sus comentarios hacía Sing y luego, al conocer su historia.
Si debo darle el premio al alma del libro, sin duda es para Nathan; además, ha entrado en mi lista de novios literarios.
La verdad es que hay muchos personajes, pero la mayoría son completamente inútiles. Eh, que no se escuche mal; lo que quiero decir es que no aportan nada nuevo y que solo están allí por estar. Es algo muy mal empleado, pues en mi opinión, algunos tenían bastante madera como para participar en la trama principal.
en representación de Felix.
Sobre la pluma de Adi no tengo  mucho que decir; sus párrafos son bastante largos y hay pocas conversaciones, normalmente no me atrevo con este tipo de libros porque se hacen bastante pesados, sin embargo, Adi ha sabido utilizar esto a su favor, para no hacerlo aburrido, no demorándose mucho en escenarios que no lo necesitaban. Sus descripciones han sido vagas pero precisas, centrándose únicamente en lo que quería resaltar al momento y nada más. Ha sido más difícil de seguir dado a que tenía muchos términos musicales y palabras en italiano, por lo que la lectura se hacía pesada en algunas partes.


-¿No me gané tu corazón con mi balada de amor allá en la taberna?
-¡Tienes suerte de que no te haya arrojado al foso!

El comienzo de la historia es probablemente una de las partes que más destaca al ser bastante enredada pero al mismo tiempo misteriosa y llamativa. Nos presentan dos puntos de vista, el de Sing y el de Felix y se turnan capítulos para ir mirando la evolución. En un principio esto resulta bastante confuso, pero termina siendo necesario para entender la historia.
Nathan.
Ahora, vamos con los aspectos positivos:
1. La música: La verdad es que no tengo idea de si la autora del libro estudió música, pero si no lo hizo, se ha empapado bien del tema antes de comenzar a escribir, por lo que nos puede hablar de diferentes estilos de canto y de cómo se puede hacer para mejorar una cosa u otra, dando una sensación de realismo a la hora de leer. También me ha encantado que utilizarán el tema de la música como algo importante sin llegar a caer en un libro que pareciera musical; pues, como he dicho antes, le da credibilidad.
Lamento decir que fue el único aspecto bueno que encontré, pero no puedo mentir acerca de las cosas; así que sin más, estos son los puntos que no acaban de convencerme.
1. Romance: ¡Ah! ¿Por qué no puedo encontrar un romance convincente? En primer lugar, este me ha gustado mucho, sobre todo porque no hay cosas insulsas como el insta-love o el tira y afloja más bien sexual que últimamente nos acostumbran mostrar en los libros juveniles. No obstante, el hecho que lo arruina, es que sale de la nada sin una razón convincente. En un momento Sing esta tipo: "Él es muy feo", pero cuando lo escucha tocar el piano es como si toda su percepción cambiara, lo que lleva a pesar que no es amor verdadero, sino, más bien, admiración y que ella esta confundida.

-De todas formas -dice con suavidad -, no dije que todo tu canto era una basura. Dije que el noventa y cinco por ciento.
Para su sorpresa se ríe. No sabe por qué su observación la hace reír, incluso cuando parece que el mundo entero se está derritiendo en el olvido. No puede evitarlo.

2. Ritmo: Habrán personas a las que sin duda les encantará el ritmo que impone la autora; no obstante, en algunas ocasiones, para mi llegó a ser desesperante, pues aunque esperaba que empezarán a hablar de una buena vez de la Felix y todo lo relacionado con el misterio, no se empieza realmente sino hasta que ya se esta muy adelante. Como notarán, no me disgusta, todos sabemos que primero hay que crear un escenario para los acontecimientos. Pero tampoco me agrada, ya que se tomaron mucho tiempo para eso cuando bien no era necesario.
Sing.
Acabado esto, prosigo con los aspectos que no me han gustado para nada.
1. El bosque: Mi buen amigo Bosque es muy nombrado al principio. Incluso, Sing llega a decir que es como si este la llamara y que no entiende por qué los demás le huyen (aclaro que ella piensa que la Felix es un simple mito); sin embargo, a medida que la historia va avanzando, el bosque comienza a ser olvidado, y aún, cuando realmente llega el momento de explotarlo, no lo utilizan. En serio, ¿para qué darle tanta importancia al principio y en la sinopsis, si lo que pasa allí es casi nulo?
2. Desarrollo: No solo es el hecho de que al ritmo ser lento, el desarrollo también lo es; sino que es totalmente real el hecho de que hay por lo menos 200 páginas, si no más, en las que no pasa absolutamente nada que ayude con la trama. Porque claro, en lugar de trabajar en ello hay que colocar una conversación falta de neuronas entre Sing y su idiota amiga Zhin.
3. Repetitivo: No creo que haya que ir muy lejos con esto,el ritmo lento y el poco desarrollo de la trama es igual a que pase, una y otra vez lo mismo durante las 200 páginas mencionadas anteriormente. ¡Sin ni siquiera un cambio! Todo parece hecho por inercia.

Pienso que un deseo, un deseo real, debe ser por algo imposible. Algo impensable. De otro modo, eres solo tú buscando un camino fácil a... a donde sea que crees que quieres ir.

4. Los cuervos: Con los cuervos sucede lo mismo que con el bosque. Desde el principio les dan mucha importancia e incluso la tarea de Sing gira al rededor de ellos; sin embargo llegan a un punto en donde dejan de darles importancia e incluso en el clímax de la historia, que es donde debieron haberlos usado realmente, no se les involucra. Como dije anteriormente, es una tontería que les den tanta importancia para que al final no les toque nada.
Como muy generalmente me sucede, me ha quedado una duda.
1. La Felix: Me ha picado la curiosidad acerca de si la Felix realmente existe en la mitología (cualquiera) o no, pues a pesar de haber buscado sobre ella no he encontrado nada; sin embargo, aún no me doy por vencida.
La historia no me ha hecho sentir mucho, como he dicho, las situaciones tan repetitivas no dan para lograr emocionarse muy seguido y gracias a los capítulos alternos, todo lo que se podría haber presentado como una sorpresa resulta bastante obvio incluso antes de que lo revelen. He logrado reírme en algunos momentos gracias a Nathan (debo agregar que lo amo) y si es acerca de desesperación, Sing me desesperaba bastante.
Con respecto al final, supongo que estuvo bien a medida de lo posible; sin embargo, a mi no me ha gustado, creo que pudieron haber hecho más con él, para que fuera mil veces mejor y que fuera algo que calara hondo y se pudiera recordar para siempre.
Recomiendo este libro para pasar el rato, no les recomendaría que se hicieran muchas expectativas, pero a decir verdad, es entretenido.

-Bien jugado, Señorita da Navelli -dice Ryan -. No dejes que estas chicas lleguen a ti. -luego se inclina cerca y susurra -: Eres especial.

En conclusión, Strange sweet song es un libro que tiene mucho potencias al estar rodeado de un misterio bastante peculiar; sin embargo, la autora no ha sabido desarrollar su propia historia, volviéndola con esto, más difícil de seguir.

VALORACIÓN.




¿Y ustedes? ¿Han leído el libro? ¿Piensan leerlo? ¿Les quite las ganas? ¿Qué les ha parecido la reseña?

3 comentarios:

  1. No lo conocía pero con tu reseña me deja claro que mejor que no
    un beesito

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola! No conocía este libro pero cuando vi la portada dije: "mmm parece interesante", leí la sinopsis y pensé que era un poco repetitiva y larga, y cuando leí tu reseña me di cuenta de que este no es un libro que leería. Me encanta lo fantasioso y sobrenatural pero si un libro no tiene acción y algo que resulte atrapante me es imposible leerlo, odio que sean repetitivos y que los temas que plantean como centrales al final los terminen desechando. Así que supongo que paso de esta lectura.
    Por cierto, soy nueva seguidora de tu blog y vengo de la iniciativa Seguidores Lux.
    Besos, muy buena reseña!

    ResponderEliminar
  3. Buen blo. ¡Te sigo! Te dejo una pequeña sorpresa en el mío. ¡Besos!http://merypotterbooks.blogspot.com.es/2016/06/liebster-award.html

    ResponderEliminar