11.12.15

The Fine Art of Truth or Dare.

Título Original: The fine art of truth or dare.
Autor: Melissa Jensen.
Año de Publicación: 2012.
Género: Juvenil - Romántica.
Autoconclusivo.

Ella es casi invisible en la escuela Willing, y eso le parece bien. Tiene a sus amigos -El fabuloso Frankie y su dulce cohorte Sadie. Tiene su arte -y su ídolo, el no apreciado pintor del siglo diecinueve, Edward Willing. Sin embargo, es difícil ser nadie y tener un enamoramiento con el chico más popular de la escuela: Alex Bainbridge. Especialmente, cuando él es tu tutor de frnacés y las lecciones han comenzado ha convertirse en, bien, ciertamente algo más interesante de lo que el francés jamás ha sido antes. ¿Pero la chica invisible realmente puede terminar teniendo un y vivieron felices para siempre con el chico dorado, cuando nadie ni siquiera sabe que están saliendo? ¿Y sera Ella esa chica?


Este fue el primer libro que me anime a leer en el mes de diciembre y todo fue gracias a que lo había empezado anteriormente muchas, pero muchas veces, sin embargo no lo continuaba. Para mi diciembre es un mes de cierres, por lo que quería acabar con este libro (junto con otros que también he comenzado pero nunca acabado) este último mes y empezar el próximo año como nueva.
El libro me llamo la atención sobretodo por el título, ya que me pareció muy original, aunque debo admitir que como amante del romance la portada hizo eco en mi. Pero lamentablemente, la historia fue una completa decepción.

Empiezo entonces, hablando de Ella, quien sencillamente no me cayo muy bien. Primero, la chica se excluye ella misma de la sociedad; bueno, vale, hay personas a las que les cuesta adaptarse, sobre todo si tiene alguna cosa, algún problema que no es de mucha ayuda para ganar confianza; pero las personas generalmente intentan superarse, no se quedan estancados como Ella lo esta haciendo por algo que al fin y al cabo ya es parte de ella. Tenía que aprender a vivir con ello y superarse.
Yo lo digo, yo he sufrido de bullying por motivos que no voy a mencionar dado a que son personales, pero si me hubiera dejado dominar por las malas criticas, por los comentarios malintencionados de personas que ni siquiera están en mis zapatos es probable que ya me hubiera suicidado. Pero no, yo comente mi problema y termine aceptándome y básicamente hice que los demás me respetaran, porque sino me acepto yo misma, cómo espero que los demás lo hagan. Y es lo que le falta a Ella, aceptarse; y termina siendo muy cansado verla siempre en la misma rutina.
Por mi parte, lo único que pensé de ella durante toda la historia fue que necesitaba urgentemente un psicólogo, no solo por su problema de aceptación, sino también porque estaba medio corrida y hablaba con la cabeza de un tipo muerto. Casi todo el tiempo.
Sigo con Alex, literalmente el chico de oro, pues es el más popular y todo un caballero, tal como la escuela Willing quiere, además es perfecto para Ella porque ama dibujar. La cosa es que a mi no me cae nada bien, si he de ser sincera, no me lo trago y aunque en la mayoría de reseñas que vi lo amaban porque era educado, diferente y bla, bla, bla, a mi me sigue pareciendo el típico chico que se cree muy machote y te trata según su conveniencia, y si se fijan bien en la historia es verdad; este chico es una incoherencia que camina, quieren mostrarlo en un perfil bonito pero siempre destaca su verdadera cara.
En realidad no puedo decir que cambió a lo largo del libro, pero tampoco puedo decir que no lo hizo dado a que no lo muestran mucho y sus pensamientos son meramente de él y probablemente de la autora.
Un personaje que si es digno de mencionar y no solamente porque sea el protagonista (porque no lo es) es Frankie, gracias a que él si tiene presencia y actitud, no tiene miedo de mirar hacia el frente y tomar aventuras, ni de decir lo que piensa sobre las cosas. Además que es bastante espontaneo y guapo. Pero no se fijaría en ninguna de nosotras. ¿No es magnífico?
Otro personaje que también me gusto mucho, fue Daniel, el hermano de Frankie, gracias a que es básicamente igual que él solo que tiene en su aura eso de ser todo un chico malo, que es realmente muy atractivo y a mi me vuelve loca; y bueno, Daniel si se fijaría en nosotras.
El libro tiene muchos otros personajes, y cuando digo muchos quiero decir que realmente son muchos, pero a mi parecer no son importantes gracias a que no aportan mucho a la historia y tampoco son tan geniales como Frankie y su hermano.
Nunca antes había leído un libro de esta autora y para ser sincera no sé si tiene otros ya que no me ha picado la avispita de la investigación; pero no escribe mal. Quiero decir, me mantuvo entretenida a pesar de que entre líneas no vi mucha historia. Creo que le falta guiar un poco su talento, porque como ya dije tiene una forma entretenida y ligera de escribir pero pensar un poco más la historia, darle forma a los personajes y crear una trama más concreta, porque esta historia fue incoherente y en algunas partes muy tonta.
El comienzo de la historia fue de mi agrado, me gusto mucho que en esos primeros capítulos la autora jugara un poco, lo que los hizo parecer muy originales y me hizo pensar en una historia un poco diferente y fresca. Metió entre líneas el juego de verdad o reto, lo que me hizo entender un poco más el título; y todo sonaba a una historia de romance, a mi me encanta el romance en todas las expresiones, por lo que estaba fascinada con la historia. Pero lamentablemente, no continuó así, decayó y no pudo volver a levantarse. Se metió por otros rumbos y el romance quedo en un quinto plano.
Ahora bien, vamos a ver los puntos que me han gustado en esta historia.
1. Lo corta: Lamento tener que decir esto, porque que la historia fuera corta no tendría que ser un punto a favor, pero sino lo hubiera sido dudo que la hubiera acabado pues se va por todos los rumbos posibles y nunca llega a nada en concreto. Eso en un principio esta bien, pero hay que a un punto en que se dedique a uno o varios temas, pero bien; pero en toda la historia... Eso llegar a cansar. Por lo que si, agradezco que fuera corta dado a que así la pude terminar sin arrojar el celular a la basura.
2. Frankie y Daniel: Ya lo dije anteriormente y lo repito sin problema, ellos dos son el alma del libro y aunque no son principales y no aparecen mucho que digamos, esas pocas veces donde estaban era todo sonrisas y comentarios listillos.
3. Personajes imperfectos: Se ve mucho en los libros de literatura juvenil como los protagonistas y personajes secundarios son realmente maravillosos, tanto física como espiritualmente y según nos dicen sus respectivos autores, ellos son perfectos y en sus cuerpos no hay cabida para la imperfección. Pero en esta historia todo es diferente, nos presentan personajes que tienen fallas, ya sea un poquito más rellenitos (aunque eso realmente no es una falla, pero si algo que a ojos de muchas personas nos quitan gracia, me agrego porque no son una modelo) o que sean bastante enojones. No somos perfectos, nadie lo es, eso hay que aceptarlo y que un libro nos demuestre que no solamente personas "perfectas" pueden tener una historia bonita es un paso más hacia la realidad y la aceptación para muchos de nosotros.
Vamos entonces, por la sección intermedia. Las cosas que bailan entre el bien y el mal.
1. La portada: Como lo he dicho anteriormente, la portada de este libro se me hizo muy curiosa y fue una de las cosas que me llevo a querer leerlo; pero también hay que ser conscientes de que no pega para nada con la historia, empezando por el hecho de que nos hace creer que es Ella quien tiene mucho dinero y que es una fresa, cosa que claramente no tiene ni es; y aunque el arte va un poco de la mano con el desarrollo de la trama, parece algo esencial y bueno, en la historia no lo es.
2. El título: Básicamente me pasa lo mismo que con la portada, fue una de las cosas que me llevo a leer la historia, pero no le pega a la historia porque no tiene mucho que ver con lo que pasa adentro y nos hace pensar en otro tipo de trama. La historia debería llamarse: Ella no sabe que hacer o sentir, pues se la pasa de aquí para allá revoloteando y no sabemos qué es lo que quiere.
Prosigamos, ya que no tengo nada más en el limbo, con las cosas que odié y realmente me decepcionaron.
1. Ella: Lo siento, tengo que decirlo, pero todo el camino que fue recorrer este libro donde pragmáticamente no pasaba nada, para ver por lo menos un cambio en Ella, pero no, al final sigue siendo la misma niñita llena de inseguridades y con los mismos complejos del principio y para terminar de matar el asunto, aún sin ganas de superarse. Si eso no les parece ya suficiente, les tengo otra, se desvive por dos chicos; ya de por si a mi me parece insoportable que el estado de animo de alguien dependa de la persona que le gusta, pero Ella lo supera, porque uno de estos dos chicos esta muerto desde hace dos siglos. ¿Qué pensó Melissa al crear la personalidad de Ella? Porque por Patch que la chica me desesperó con su actitud en todo el libro y no pude sentirme ni un poco identificada con ella.
2. Trama: Bueno, porque la trama de esta historia debe ser un mal chiste. Se va todo el tiempo por la nubes sin tocar ningún tema en concreto, solo picando aquí y allá como para dar a entender que ciertos aspectos son parte de la historia, pero finalmente todo se resuelve como por arte de magia sin nada de esfuerzo y ni siquiera somos testigos de como llego a eso. Sé que tal vez no me estoy dando a entender, pero es por mi intención de no hacer spoilers, sin embargo si han leído el libro tal vez compartan mi punto y si lo piensan leer tal vez entiendan lo que quiero decir y compartan la opinión conmigo cuando lo hagan.
3. El romance: Esto debe ser lo que menos me ha gustado de toda la historia, pues no es creíble, digo, un día ni siquiera podían hablar y al otro ya, bueno, pues estaban "enamorados" y lo escribo entre comillas porque para mi el amor no se supone que sea así y la relación salió de la nada, sin historia. Una relación se crea con bases, yo no conozco a una persona y a los cinco minutos la estoy besando porque me "enamore"; hay atracción física pero no un sentimiento más allá de eso y más que un gusto sano o amor, para mi que Ella estaba obsesionada.
4. Lo que nos cuentan: Según la sinopsis y portada de este libro, la historia va de un romance, pero aunque los protagonistas han tenido encuentros antes, eso si, momentáneos, la verdadera historia con relación a esto no empieza sino hasta que quedan contadas páginas y si bien, básicamente eso no importa, porque así sucede en muchos buenos libros, si importa que pasen todo de largo; pues nos ponen que empiezan a besarse, y luego nos adelantan tres meses después sin mostrarnos como ha sido el proceso. ¿En serio? ¿En una historia que se basa en el romance? De acuerdo, tal vez tampoco entiendan bien este punto, pero intente expresarme con lo que es obvio sin hacer un maxi-spoiler de la historia.
5. Todo es relleno: ¿Alguien ha visto el anime Naruto? Pues bien, si lo has visto sabes que ese anime esta cargado de relleno, que de cada 100 capítulos solo 2 pertenecen a la trama principal y si no lo has visto pues te lo acabo de comentar y déjenme decirles que esta historia tiene más relleno que Naruto, más cosas que a nadie le importan y que no tienen que ver con el desarrollo de la historia, que al final no sirven para nada y lo único que hacen es mantenernos allí a la espera de algo importante. Digamos que esta historia tiene 100 capítulos (obviamente, no los tiene), pues 99.2 son relleno. Y con eso he dicho todo.
Ahora bien, como he dicho hace un rato, la historia tiene algunas incoherencias y cosas que no sirven para nada. Vamos allí.
1. La beca de Ella: Ummm, si, para mi esto es una incoherencia dado a que no puedo entender cómo una chica que se supone tiene una beca, no hace sus trabajos y tiene que copiarlos de su amiga; ¿Así también hace en los exámenes? ¿Se copia? Porque no entiendo cómo es posible. Así como tampoco me parece que con esa misma beca, deba tener un tutor de francés, porque hasta donde yo recuerdo las becas se las dan a personas que tienen potencial académico y dudo que Ella sea muy inteligente si tiene que copiar las tareas y necesita asesoramiento. ¿Cómo hace para mantener la beca? Puede ser que hablar con un muerto este quemando todas sus neuronas.
2. Escritos de Edward Willing: No entiendo por qué si estos no tienen que ver con la historia, ni siquiera son fragmentos que identifiquen lo que esta sintiendo Ella en determinado momento ni lo que esta pasando, entonces por qué están allí y les dedican un capítulo entero cada vez que aparecen. Estos escritos no sirven para conocer mejor la obsesión de Ella por él y agh, fueron escritos hace dos siglos. Hubieran utilizado ese espacio creando una relación Ella/Alex más creíble, no cosas inservibles.
Supongo que entenderán que la historia me hizo sentir enojada la mayor parte del tiempo, porque con personajes tan planos, con tan pocas ganas de superarse y ser mejores, la frustración de un principio termina convirtiéndose en enojo. Mis sonrisas estaban con Frankie y Daniel, este último porque me encantaba que fuera tan directo y su actitud despreocupada. No fue más lamentablemente, pues como he dicho muchas veces a mis cinco estrellas son para libros además de buenos, que me hagan sentir de todo y más.
El final fue tonto y precipitado, no lo pensaron, fue como si solamente quisieran acabar con el libro de una vez por todas y las cosas fueron fáciles, Ella no tuvo que esforzarse ni siquiera un poco para resolver las situaciones que ella misma había creado. Como ya dije, ella siguió siendo la misma del principio, sin un ápice de ganas de superarse.

VALORACIÓN. 



No hay comentarios:

Publicar un comentario