12.9.15

Seducción.

Título Original: Seduction.
Autor: Amanda Quick.
Año de Publicación: 1990.
Género: Romántica - Erótica.
Autoconclusivo.

En el pueblo lo llamaban El Demonio, pues el sombrío y enigmático Julian, conde de Ravenwood era un hombre de legendario e iracundo temperamento. Su primera esposa había muerto de un modo misterioso, hecho que no habría de olvidarse fácilmente. Había quienes sostenían que la bella lady Ravenwood se había ahogado en las turbias y oscuras aguas de la laguna Ravenwood.Otros murmuraban aludiendo a la ira del Demonio y a un hecho intencional. 
Ahora Sophy Dorring, una muchacha criada en el campo, estaba a punto de convertirse en la nueva esposa de Ravenwood. Atraída por su fuerza masculina y por el brillo de deseo que ardía en sus ojos de esmeralda, la joven morena había tenido sus razones para aceptar un matrimonio por conveniencia. Una de ellas era la venganza, y para lograrla enredaría a Julian en una trampa, un duelo al amanecer y un peligroso engaño. La otra razón se relacionaba con su corazón, pero era también una difícil empresa: Sophy Dorring tenía planeado enseñarle al Demonio a amar otra vez.

Dato curioso: Amanda Quick, es uno de los tantos seudónimos que utiliza Jayne Ann Krentz para publicar sus magnificas obras.


Creo que es más que obvio el por qué empece a leer esta historia: por su gran mensaje de romance que tiene plasmado tanto en la portada como en la sinopsis. Así que avancemos de una buena vez con nuestros personajes principales.
Primero se encuentra Sophy, una de las pocas protagonistas femeninas que me caen bien, porque al mismo tiempo que demuestra su delicadeza, demuestra su valentía y que no se necesita de un hombre para salir airosa de las situaciones, ella solita puede.
Sophy es bastante ingeniosa, divertida y además muy inteligente, por lo que nunca lograba aburrirme con ella, siempre estaba intentando hacer algo y no le gustaba quedarse quieta en un mismo lugar por mucho tiempo. Además que Sophy, como buena protagonista femenina, es una maquina de atraer problemas, en los que veremos situaciones bastante diversas en las que se encargara de demostrarnos el poder femenino.
Uno de los problemas que tiene Sophy, es que no sabe mentir, pero es una característica que me gusta bastante pues hace las situaciones más intensas y más divertidas; además que la verdadera inocencia, y no la fingida, es una característica muy bonita, y esto para mi la hizo una protagonista más dulce y también a la historia en general.
Ahora esta Julian, un hombre que es verdaderamente interesante, fuerte y apuesto. No sé que tiene la autora, que siempre desea que los protagonistas masculinos de sus libros parezcan malos en la sinopsis, pero cuando los presenta entre las páginas yo no puedo ver esa maldad; puedo ver hombres con un pasado un poco difícil y con una capacidad de seducir impresionante.
Julian es un poco terco y controlador, características que lo hacen bastante intimidante, pero a decir verdad, él no lastimaría ni a una mosca, a menos que claro, dicha mosca quisiera dañar la imagen de Sophy.
Julian es de esos hombres que después de una mala relación piensa que no puede volver a amar, por lo que es muy desesperante ver como se la pasa rechazando a Sophy, pero al mismo tiempo trayendola hacía sí, pues en realidad no sabe lo que esta sintiendo; aunque desde las primeras páginas es más que obvio para nosotros.
La relación entre ambos me gusto mucho, pues en ella logramos ver varias facetas. Mismas facetas que cruzan muchas personas hasta que se dan cuenta de que están enamoradas y hacen cualquier cosa por estar juntos. Sin duda, Sophy y Julian tendrán muchos recuerdos para el futuro.
En la historia, los personajes secundarios no son trascendentales, a excepción de Waycott, quien es el villano en la historia, pero también la razón de que Julian se de cuenta de muchas cosas. Por lo que tengo una relación amor/odio con este personaje, aunque claramente va ganando el odio.
Los demás personajes, aparecen una que otra vez acompañando a Sophy o a Julian cuando se meten en algún problema, pues son personajes aunque muy poco sensatos, bastante leales.
La trama en sí esta en la relación de Sophy y Julian, una pareja realmente tan pareja que son demasiado orgullosos como para no poder verse sin necesidad de una larga y no tan merecida discusión; mientras al mismo tiempo seguimos los deseos de venganza de Sophy hacía un hombre que no conoce, pero que es responsable de la muerte de su hermana y hará cualquier cosa para encontrarlo y hacer que pague.
El libro en sí se pasa muy rápido, pues a su manera es bastante interesante, aunque muchas veces frustrante.
No pude llorar, y vamos, a mí me encanta llorar con este tipo de historias, lastimosamente no supieron jugar con mis emociones y lo único que casi siempre tuve en mi cara fue una sonrisa, ya sea porque se encontraban en una situación bastante divertida y vergonzosa, o porque el momento era demasiado dulce. En algunas partes me llegue a sentir frustrada al ver que la situación entre esos dos no mejoraba y el resto del tiempo estuve neutral. No pude sentir miedo, ni nostalgia, ni ninguna otra cosa.
Hubieron unos pocos y contados momentos en donde la trama se ponía bastante aburrida, y eso se debía a la monotonía de la relación de los personajes, que sin duda me querían sacar canas de colores.
El final me gusto bastante, pues nuestros personajes pudieron conseguir todo lo que siempre habían querido. Si bien no fue de la manera que yo quería y esperaba, sin duda fue muy valido y nos muestra que la historia no era para nada predecible.
Lo recomiendo a aquellas personas que también amen el romance, sino podría ser un poco cansado.

VALORACIÓN. 



Me falto que me hiciera sentir más cosas y a veces se volvía un poco monótona. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

La Biblioteca prohibida ||copyright © Hecho por Angelique world design. Todos los derechos reservados